Monday, January 1, 2007

si, las palabras se gastan

Hola:

Empieza otro año.

Primero de enero. (Ianuarius, en latín) mes que estaba dedicado al dios bifronte Ianus, "que mira delante y detrás, al final del año transcurrido y al principio del próximo". A Jano se le representa con dos rostros: uno barbudo y viejo y el otro joven. Su función consistía en presidir los inicios y los renacimientos.

¡Salve! pues al dios Jano.

Hoy un poema de Darìo Jaramillo, poeta colombiano, de reciente adquisición.
OTRA ARTE POETICA : LA PALABRA
Estamos de acuerdo;
por una vez concedamos que ustedes, los poetas,
tienen la razón; que tienen
toda la razón: sí, las palabras
se gastan, las palabras
envenenan todo lo que tocan.
Digamos que acertaron, que dieron
en el blanco, que cogieron
la cosa por donde era;
digamos que hay palabras metálicas
que si caen desde cierta altura
pueden matar a una persona
y que hay palabras en forma de ceniza
que explotan como pólvora,
y que hay otras palabras que son flores
que se marchitan en un día
-como las de este verso de doble faz,
útil para floreros y promesas-
y que hay otras que se huelen y se tocan y se miran
y palabras detergente
y palabras perfume y que también está la palabra
silencio. Digamos, en fin, que hay palabras
como la palabra caravana o la palabra
sombra, sin mencionar la conocida
rosa. Pero ya estamos llegando
al límite. Las palabras, son palabras, poetas,
y yo no puedo hacer nada por ustedes.

1 comment:

*LaMuñequitaDeKafka* said...

"Ni un día sin poesía", qué maravillosa iniciativa, qué buena manera de hacer de la vida algo extraordinario...

Sí, las palabras se gastan, porque los sentimientos se desgastan, supongo... " hay palabras metálicas
que si caen desde cierta altura
pueden matar a una persona "... Me ha recordado a lo que dice Felipe Benítez Reyes -> hazdetuvidaalgoextraordinario.blogdiario.com/1179406800/el-amor-y-el-desamor-de-felipe/

Felicidades por tu blog, desde ahora de mis favoritos, te seguiré leyendo ;)